Los recursos fueron canalizados a través de la Gobernación del estado Falcón.

Banesco Banco Universal se suma a las instituciones públicas y privadas que han prestado su apoyo a las personas afectadas por la explosión ocurrida el pasado 25 de agosto en el Complejo Refinador Paraguaná en Amuay. La entidad financiera aportó  Bs. 1 millón para la adquisición de medicinas, alimentos e insumos.

Irene de Tarbes, vicepresidenta regional de Banesco, explicó que “contactamos a las autoridades de la Gobernación del Estado Falcón y hemos coordinado la compra de medicinas, alimentos y medicinas necesarios para atender a las familias de la zona”.

De Tarbes dijo que con los recursos fueron adquiridas colchonetas, sabanas, medicamentos, alimentos y pañales, para atender las necesidades de las familias afectadas por el siniestro que se produjo en el centro de refinación.

Este jueves fue realizada la entrega de la donación a representantes de la Gobernación del estado Falcón.

 

 La noticia está disponible en nuestro Blog en el link: http://blog.banesco.com/rse/?p=1928